Desde hace mas de 1000 años se elabora en Siria este jabón tradicional con aromas suaves y exóticos. Sus ingredientes básicos son el aceite de laurel y el aceite de oliva que gracias a sus propiedades favorecen el cuidado y la limpieza de la piel y del cabello.

Tradicionalmente se conocen las propiedades del aceite de laurel por sus efectos antisépticos y circulatorios. Sus beneficiosos resultados son regular la hiperfunción de las glándulas sebáceas y tratar las pieles sensibles. Por esta razón ayuda en problemas de acné, caspa y en pieles con impurezas. Revitaliza las células de la piel aportando un aspecto fresco y vital. Contribuye a que la piel normal este sana y vital.

El aceite de oliva apoya las funciones de regeneración de la piel regulando el exceso de grasa. Previene la formación de arrugas y la sequedad de la piel manteniendola suave, tersa y saludable. Y el aceite de laurel con sus propiedades anti bactericidas trata todo tipo de problemas en la piel

Las excelentes propiedades del jabon de Alepeo son:

Alto valor de PH de 9-10 que lo hace terapéutico para el uso en la piel

Jabón vegetal con propiedades medicinales

Propiedades regeneradoras, favorece la piel joven y sana

Es antibactericida y adecuado para pieles con psoriasis y dermatitis

Para el afeitado de pieles sensibles

Facilita la respiración de personas con asma y abre los bronquios, favoreciendo una respiración mas cómoda